Socialistas de todos los partidos

Blog inspirado en el libro "Camino de servidumbre", que Hayek dedicó a los socialistas de todos los partidos. Socialismo entendido como colectivismo, como sumisión del individuo al grupo, en aras de hermosos ideales que no sólo en su sueño producen monstruos.

viernes, junio 02, 2006

Camino de servidumbre, 1

"Lo que el siglo XIX añadió al individualismo del período precedente fue la consciencia de la libertad, el desarrollo sistemático de lo que había ido creciendo de manera espontánea, y extender esas ideas de Inglaterra y Holanda al resto de Europa.

Los resultados de este crecimiento superaron todas las expectativas. Dondequiera que se eliminaron las barreras al libre ejercicio del ingenio humano, el hombre pudo satisfacer un diapasón cada vez más amplio de sus necesidades. Y aunque el aumento del nivel de vida llevó a descubrir rápidamente aspectos tenebrosos de la sociedad, aspectos que la gente ya no estaba dispuesta a tolerar, el progreso llegó a todos los estratos de la sociedad. Lógicamente, el éxito desarrolló la ambición. Pronto, lo que había sido una deslumbradora promesa dejó de parecer suficiente. Se percibió el ritmo del progreso como muy lento, y los mismos principios que habían hecho posible ese progreso comenzaron a percibirse como obstáculos para un progreso todavía más rápido.

En realidad, la pérdida de popularidad del liberalismo se explica, en cierta medida, por su propio éxito. Ha venido a ser considerado un credo "negativo" porque no puede ofrecerle a los individuos otra cosa que una participación en el progreso general. Sin embargo, ya no se reconoce que ese progreso ha sido precisamente el resultado de la política liberal de libertad. Todo lo contrario, los hombres se han acostumbrado tanto a su nueva prosperidad que ahora las desigualdades les parecen insoportables e injustificadas. Ahora, la gran pregunta no es por qué algunos llegan a la riqueza, sino por qué no todos somos ricos."

Del resumen de "Camino de servidumbre", de Hayek, efectuado por Adolfo Rivero Caro en http://www.neoliberalismo.com/camino.htm, donde se puede leer un resumen completo del libro, junto a comentarios de Adolfo Rivero sobre la Cuba castrista y otras cuestiones actuales.

6 Comments:

Anonymous Prepotencia bien enfocada said...

La pregunta es, ¿porque se suele pensar que el progreso ilustrado es lo mejor en perjuicio de un progreso más lento o incluso del ¨
no-progreso?

La pregunta es, ¿realmente el hombre ilustrado es mucho más felíz que otro hombre en la tierra?
¿o solo será a nivel material?

12:06 p. m.  
Blogger caminodeservidumbre said...

En primer lugar, somos individuos, y nadie nos obliga a progresar materialmente. Si piensas que serías más feliz viviendo sin internet, nadie te obliga a tenerlo. Si piensas que el consumismo no te da la felicidad, nadie te obliga a consumir. (Mejor dicho, sí que hay algo que te obliga a consumir aunque sea comida, pero no se llama capitalismo, sino fisiología).

Respecto a que la felicidad no se basa sólo en la riqueza material, estoy de acuerdo. ¿Qué saco yo de escribir un blog y tú de leerlo?. Obviamente, no es dinero. Pero también es cierto que sin un cierto nivel de riqueza material, no habría libros, ni cds, ni internet, ni supermercados, ni teléfonos móviles, ni bares a los que irse con amigos. No se puede hacer filosofía con el estómago vacío, ni escribir libros sin papel y tinta. Nadie podría vivir del arte si la sociedad no creara excedentes de riqueza.

Y, por otro lado, la humanidad como conjunto ha ido eligiendo generación a generación intentar ser cada vez más rica. El fuego, la agricultura, la rueda, la escritura, fueron hitos de la mejora humana, que se extendieron como la pólvora y fueron adoptados por todos los pueblos que fueron entrando en contacto con ellos. Y nadie les forzó a ello, simplemente sabían lo que era vivir sin ellos, y lo que era vivir con ellos, y tomaron el camino de la mejora material. Supongo que no eran todos tontos que no sabían que serían mucho más felices si continuaban viviendo de un modo más natural y pobre.

Y lo que se aplica a la agricultura, se aplica a cualquier avance, aunque sea más modesto. Hoy día la gente sigue eligiendo libre y voluntariamente comprar móviles, del mismo tiempo que antes instalaron fijos en sus casas. Hoy día la gente elige libre y voluntariamente conectarse a internet. Elige poner calefacción en casa mejor que pasar frío. Ellos piensan que es lo mejor para ellos. Si tú no lo piensas para tí, nadie te obliga.

Además, el progreso material suele ir acompañado de progreso de los derechos individuales y la libertad. Son procesos que se retroalimentan: a más libertad individual y más respeto a la propiedad privada, mayor creación de riqueza, y a más creación de riqueza, más independencia económica, más acceso a la cultura, más demandas de libertad individual.

Mientras la emigración siga yendo desde el tercer al primer mundo, pensaré que la vida en el primer mundo es mejor que en el tercero. Si a tí no te lo parece, eres libre de irte a vivir a un país pobre, o de vivir una vida de pobreza en el primer mundo. Te recomiendo mejor esta segunda opción, ya que aunque vivas pobremente, lo harás en una sociedad mucho más rica, justa y libre.

12:56 p. m.  
Anonymous prepotencia bien enfocada said...

La cuestión que te planteo no se trata de que no valore lo que tengo, me he críado aquí y vivo en esta sociedad de la cual aprendo lo bueno y lo malo; quizás, conociendome, si me fuera a un país más pobre, es posible muy posible, que no tuviera cara para volver, unos lazos familiares y relacionales con personas especiales, unos aspectos fundamentales en mi vida en cuestión de bienestar social (por entendernos) hacen que me de "pereza" el no hacer la maleta e irme a otro lugar (reconozco en ello un acto de cobardía).
Pero, sí que tendría muy claro que no me iría a otro sitio con la idea de voy a enseñarles a los tercermundistas lo que es vivir en una sociedad ilustrada de progreso y bienestar (y no la infravaloro en absoluto), no se trata de lo que yo podría enseñarles ellos sino de lo que yo pudiera aprender de ellos, se trata de compartir diferentes aspectos y modos de ver la vida.
Una de las razones por la que muchos inmigrantes vienen a países desarrollados, ya no es solo que busquen vivir en una sociedad del bienestar, que los habrá; el marketing, la globalización hace mucho más, el afán de llevar un producto al último rincón de la tierra te hace desear lo que no necesitas, crear necesidad innecesarias en ciertos rincones del mundo. (¿que hace una marca de leche en polvo llevando cantidades ingentes de su producto en un país cuyo principal problema que el 90% de las aguas son no potables o contaminadas?)
Los motivos de la inmigración pueden ser miles, si vivo en un país en guerra quiero irme a un sitio donde no vea a gente morir; si vivo en un país de hambruna, querría ir donde no tuviera hambre, si la ilusión de alguién es bailar, querría estar donde pudiera tener esa oportunidad.
Tengo suerte de haber nacido en el lugar del mundo en el que he nacido, y pese a las muchas injusticias que pudieran existir, son nada en comparación con otras vidas fuera del primer mundo, son nada (y hablo sin conocimiento de causa, porque una cosa en vivir una situación y otra muy diferente es que te la cuenten)
No creo que un indígena del amazonas considere la destrucción de la selva un avance de progreso para él y no creo que ese indígena sea infeliz porque no tenga un burro y un carro. Le facilitaría la existencia, es posible, pero es una cuestión de elección, el progreso en muchos casos ha sido más causa de destrucción que de construcción, por creer que eso es lo mejor y llevarlo al extremo de la imposición.
Te recomiendo para este caso en concreto una película:
Título: Baraka, de Ron Fricke.
http://www.temakel.com/trdbaraka.htm.
Hay niveles y niveles, el inmigrante tercermundista viene a Europa en busca del refugio de la sociedad del bienestar; el inmigrante de la misma sociedad del bienestar considerado prácticamente tercermundista por su vecinos países...caso de Españoles, país de inmigrantes por excelencia (aunque a otro nivel).
Hace cinco años en Inglaterra, tuve que asombrarme de que una chica inglesa de unos 16 años se sorprendiera al decirle que en España los toros no andaban sueltos por las calles, que las mujeres no vamos vestidas de flamencas y sí, en las casa la gente puede tener Internet.
Nuestra realidad, no es la única realidad ni la realidad absoluta y ni mucho menos la mejor (y tampoco digo que sea la peor).

2:55 a. m.  
Blogger caminodeservidumbre said...

Los indígenas del Amazonas no creo que sean masocas, y de hecho adoptan voluntariamente avances del primer mundo que les hacen más fácil la vida. El tema de la propiedad del suelo es más complejo, pero lo que está claro es que un grupo humano inferior tecnológicamente siempre tiene las de perder cuando entran en conflicto sus intereses con los de una civilización más avanzada. Puede parecerte triste, pero es un hecho. En el mejor de los casos, los indígenas amazónicos acabarán viviendo en una reserva como los indios norteamericanos. Ningún grupo humano consigue mantener por mucho tiempo lo que no es capaz de defender. Y eso vale para la selva amazónica como para las libertades individuales.

Respecto a que muchas veces el progreso destruye más de lo que construye, se supone que el progreso produce mejora, de ahí su nombre. Un cambio que destruye más de lo que construye, se denominaría retroceso o involución, no progreso. Pero aquí ya entra el poder de la Neolengua, de decidir el significado de las palabras. Algún día mi amigo Humpty Dumpty hará una entrada acerca de cómo muchas ideologías políticas se han intentado apropiar del término progreso, algunas con mucho éxito aquí y ahora.

7:32 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Your site is on top of my favourites - Great work I like it.
»

6:20 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Interesting website with a lot of resources and detailed explanations.
»

6:04 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home